Otra Ley que es burlada

Nacionales 02 de agosto de 2016
El ministerio de Salud de la Nación mediante una resolución suspendió la disposición para acotar las internaciones en cuestiones de Salud Mental. Como si esto fuese poco, puso al frente de la aplicación de la Ley de Salud mental a Andrew Santiago Blake, quien en reiteradas oportunidades se manifestó en contra del cambio de paradigma que representa la implementación de esta ley aprobada por el Congreso de la Nación.
Ver galería Salud Mental
1 / 3 - (Archivo) - Hospital Neuropsiquiátrico de Bell Ville

A través del ministerio de Salud de la Nación, el Gobierno de Mauricio Macri derogó una resolución por la que se establecía que antes del 10 de septiembre de este año debía fijarse el “límite máximo de camas”.

Esta resolución tenía como principal finalidad reducir las internaciones en los hospitales monovalentes y psiquiátricos públicos y privados -erróneamente llamados manicomios- todo dentro del marco de la aplicación de la Ley Nacional de Salud Mental Nº26.657.

Además de impedir el avance de la ley, quienes militan y abogan por la implementación de la misma se mostraron notoriamente preocupados por el nombramiento de Andrew Santiago Blake, ferviente opositor a la norma que debería impulsar.

Mirada optimista

Sobre esto, Leonardo Gorbacz, psicólogo, ex-diputado nacional, uno de los que redactaron la Ley de Salud Mental y quien la presentó y defendió en el Congreso de la Nación, hablo con El Diablito del Cabildo y expresó: “Primero habría que preguntarse por qué ganó Macri. Porque la verdad que sorprenderse de esto es un poco ingenuo”. “Veo es que algunos compañeros toman este tema sólo para pegarle a Macri, pero cuando tuvieron chance de hacer, poco hicieron”, expresó el ex diputado.

“Y por último –añadió- no hay que pagar por el chancho más de lo que vale. Hay 24 provincias que son autónomas, 24 sistemas judiciales, y un centenar de universidades.  Se puede trabajar desde ahí y no quedarse encerrado en que Andy Blake tiene tanto poder, porque la verdad es que no lo tiene. Salvo que se lo demos nosotros”.

Te puede interesar