Marcha de las CTA: fuerte rechazo al ajuste del Gobierno y al acuerdo con la CGT

Sindicales 04 de noviembre de 2016
Las dos CTA se movilizaron a Plaza de Mayo en rechazo a la política de ajuste del gobierno de Mauricio Macri. También denunciaron que la CGT no tiene "solidaridad de clase".
marcha cta

Las dos corrientes de la Central de los Trabajadores Argentinos (CTA), junto a organizaciones sociales, marcharon este viernes a Plaza de Mayo contra la política de ajuste del Gobierno nacional. Asimismo, rechazaron el acuerdo entre el Ejecutivo y la CGT, por el bono de 2 mil pesos para fin de año.

En el acto de cierre, precisamente, el titular de la CTA Autónoma, Pablo Micheli, denunció que "la CGT y el Gobierno, más que un acuerdo lo que hicieron fue un pacto para dejar solos a los trabajadores". También acusó de no tener “solidaridad de clase” a la mencionada central obrera, recientemente unificada.

Micheli también disparó contra el gobierno de Macri, al que responsabilizó de llevar al pueblo hacia la pobreza, distribuyendo de una forma cada vez más regresiva la riqueza y aplicando un ajuste "en favor de los grupos económicos".

Respecto al Paro General, Micheli aseguró que el mismo “está vivo y lo vamos a seguir construyendo, aunque no les guste a algunos compañeros, que quieren pasar las fiestas tranquilos", en clara alusión a la conducción de la CGT.

Por su parte, Hugo Yasky, titular de la CTA de los Trabajadores, manifestó que el plan de ajuste del Gobierno tiene que ver con un proceso que se está dando en varios países de América latina: "Hay gobiernos que persiguen a los militantes populares porque hay revanchismo de clase, porque se quieren cobrar los doce años en los que tuvimos la posibilidad de recuperar algunas conquistas", dijo.

Continuando con su encendido discurso, Yasky afirmó: “Dicen que hay que hay que bajar el salario, reducir el poder de compra, que hay que hacer reformas laborales, dicen que este país no es competitivo por culpa del movimiento sindical. Hablan así, quieren revanchismo y desprecian a los trabajadores, a los movimientos sociales pero acá hay un pueblo que los va a parar", advirtió y luego disparó: "Se van a enfermar de las cervicales de tanto agachar la cabeza frente a sus amos del norte. Me da vergüenza que estos sean nuestros representantes".

Finalmente, Yasky se refirió a la famosa grieta: "Los grandes medios tratan de mostrar una Argentina feliz, una Argentina en la que aumenta la venta de autos de alta gama, de champagne importado, de pedidos de visa para viajar a Miami. Esa Argentina es el reverso de la otra Argentina donde estamos nosotros. En esa otra Argentina bajó el consumo de leche, bajó el consumo de alimentos, bajó el consumo de artículos mínimos necesarios. Esa es la Argentina que ocultan" concluyó.

Te puede interesar